Discapacidad en la Edad Antigua (apunte)

La historia de la discapacidad se empieza a entender desde la época de los antiguos griegos, específicamente en Esparta; donde los bebés que nacían con algún tipo de discapacidad tanto física como intelectual eran exterminados, costumbreque perduró durante muchos siglos. Los espartanos de la antigua Grecia, arrojaban desde el Monte Taigeto a las personas con discapacidad, pues no querían que “en su bella y floreciente c existieran personas diferentes.

El filósofo romano Lucio Séneca (4 a. de C. -65 d. de C.) explica: ‘matamos seres deformes y ahogamos a aquellos niños que nacen enfermizos, débiles y deformados. No actuamos así por ira o enfado, sino guiándonos por los principios del raciocinio: separamos lo defectuoso de lo saludable’. El infanticidio formaba parte del llamado ‘modelo de la prescindencia o negativo’: la discapacidad tendría su origen en causas religiosas, siendo un castigo de los dioses.
También se consideraba que las personas con discapacidad transmitían mensajes ‘diabólicos’, las vidas de estas personas no merecían ser vividas y por tanto su existencia era considerada innecesaria.
En las antiguas culturas primitivas se abandonaba y dejaba morir a los niños deformes o discapacitados. En algunas sociedades de la Antigüedad, el destino de las personas con discapacidad era la muerte. Si eran adultos se los apartaba de la comunidad: se los consideraba incapaces de sobrevivir una existencia acorde con las exigencias sociales establecidas. Esto cambió tras la reforma de Pericles (499-429) D.C se comienzan a atender en Centros Asistenciales.

En Asia los abandonaban en el desierto y los bosques.
En India los dejaban en la selva y los echaban a un lugar llamado Sagrado Ganges.
Los antiguos hebreos creían que los defectos físicos eran una marca del pecado. Dieron un tratamiento diferente a las personas con limitaciones, cristianismo al elevar la dignidad de la persona humana, hizo que se convirtiera en deber la atención a las personas con discapacidad. Constantino creo instituciones: los Nosocomios una especie de hospital donde se brindaba, techo, comida y ayuda espiritual.
Fue con el advenimiento del cristianismo que se inició un verdadero movimiento de asistencia y consideración hacia los discapacitados, los marginados, los desprotegidos
Los indios Masai, asesinaban a los niños que nacían con discapacidad.
Los Chagga de África Oriental utilizaban a sus discapacitados para ahuyentar al demonio, los Jukun de Sudan consideraban que eran obra de los malos espíritus y los abandonaban para que murieran.
Los Semang de Malasia empleaban a sus lisiados como hombres sabios.
De los mayas sabemos que respetaban y querían a los ancianos y les eran especialmente gratos los enanos y las personas con malformación.
Para los Nórdicos los discapacitados eran verdaderos Dioses.
Los romanos, especialmente a partir de la Ley de las Doce Tablas (540 A. C.). Conceden al padre todos los derechos sobre sus hijos. En la Roma Imperial, asimismo, la Roca Tarpeia cumplía igual propósito con los niños y los inválidos congénitos y ancianos ya que por ella se los empujaba al vacío igual que en Esparta.

Discapacidad en la Edad Media
Durante el periodo Medieval se caracterizó por el modelo de la marginalidad, el ‘lepre’ y el’ lunático ‘ eran una presencia altamente visible en la vida cotidiana. Las personas nacían con discapacidad, o quedaron discapacitados por enfermedades como la lepra, o años de trabajo agotador. Las actitudes hacia la discapacidad se mezclaron. La gente pensaba que era un castigo por el pecado, o el resultado de haber nacido bajo la influencia hostil del planeta Saturno.
Otros creían que las personas con discapacidad eran más cercanas a Dios, que sufrían el purgatorio en la tierra en lugar de sufrirlo después de la muerte.

No había ninguna disposición estatal para personas con discapacidad. La mayoría vive y trabaja en sus comunidades, con el apoyo de familiares y amigos, pero a veces la gente recurre a la mendicidad. Ellos fueron atendidos principalmente por los monjes y monjas que albergaban peregrinos y extranjeros como su deber cristiano. Les proveen consuelo, alimentación, vestido, vivienda y entierro. Se crearon hospitales especializados para la lepra, la ceguera y la discapacidad física. Primera institución mental de Inglaterra, más tarde conocido como ‘Bedlam’, fue originalmente el hospital Belén de la ciudad de Londres. Al mismo
tiempo, hospicios fueron fundadas para proporcionar un lugar de apoyo para los enfermos discapacitados y ancianos.

Estimadas y estimados visitantes te invitamos a dejarnos un comentario

A %d blogueros les gusta esto: