Noción de las Necesidades Educativas Especiales y la Naturaleza de la educación Especial

El siguiente artículo es un extracto de una revista que alude al tema de las necesidades educativas especiales.
El camino hacia un enfoque educativo centrado en la diversidad recibió un aporte fundamental con el concepto de ‘necesidades educativas especiales’. Este concepto surge en 1978 con el informe Warnock sobre educación especial en Gran Bretaña.
Este informe propuso una nueva manera de considerar tanto la educación especial como la educación en general.
Según el informe Warnock:
-La educación tiene propósitos y metas que son comunes para todas las personas. Esto hace de la educación “un bien, y un bien específicamente humano, al cual todos los seres humanos tienen derecho”.

La calidad de la oferta educativa tiene que ver precisamente con el grado en que ella dirige al alumno hacia el logro de tales metas.
-De esto se desprende que toda sociedad tiene la obligación de educar a todos sus miembros, incluidos a los más severamente discapacitados, “por la sola razón de que ellos son humanos”.
-La diferencia está simplemente en la ayuda que cada persona necesita para progresar hacia el logro de esas metas y propósitos: “Mientras para algunos el camino que tienen que recorrer hacia esas metas es suave y fácil, para otros está plagado de obstáculos”.
-Por consiguiente, si bien en la mayoría de los casos las necesidades educativas de los alumnos pueden ser satisfechas con recursos que generalmente están disponibles en la escuela común, habrá un porcentaje de esas necesidades educativas cuya satisfacción requerirá la movilización de recursos educativos especiales, es decir, recursos que generalmente no están disponibles en la escuela común. Estas necesidades cuya satisfacción requiere la movilización de recursos adicionales y complementarios (a lo ya existente en la institución escolar) son reconocidas como necesidades educativas especiales (NEE).
-Lo ‘especial’ de estas necesidades educativas no radica entonces en requerir una provisión de recursos que sean alternativos o separados respecto de aquellos disponibles en la escuela común, sino en el hecho de apelar a recursos cuya disponibilidad no es general y que por ello representan simplemente una adición y un complemento a lo ya disponible.
-A partir de esto, el informe Warnock propuso una concepción de educación especial más amplia y más positiva que la tradicional. Por educación especial se comenzó a entender “cualquier forma de ayuda adicional, donde quiera y cuando quiera se la provea, para superar una dificultad educacional”
-El concepto de NEE es por tanto diferente al concepto de ‘discapacidad’ en torno al cual ha girado tradicionalmente la educación especial. El concepto de NEE no se refiere a una característica especial de una persona sino simplemente a la necesidad educativa que una persona puede presentar, provisoria o permanentemente, en relación al uso de recursos educativos especiales. Por consiguiente, el concepto de NEE no se refiere a una población determinada de personas, sino solo a ciertas necesidades definidas en su relación con ciertos recursos.
Una precisión importante de las ideas del informe Warnock se produjo con el informe de la Comisión de Expertos en Educación Especial del MINEDUC-Chile en 1994. Si la finalidad de la educación es lograr que todos y cada uno de los alumnos y alumnas se desarrollen al máximo de sus potencialidades, las necesidades educativas especiales no solo las pueden presentar aquellos que experimentan dificultades de aprendizaje sino también aquellos con altas capacidades o talentos específicos. Por tanto, dicha Comisión precisó que “un alumno presenta necesidades educativas especiales cuando precisa ayudas y recursos adicionales, ya sea humanos, materiales o pedagógicos para optimizar su proceso de desarrollo y aprendizaje y lograr los fines de la educación”. Con ello la Comisión de Expertos precisó que la necesidad de “superar una dificultad educacional”, a la que se refiere el Informe Warnock como criterio de educación especial, alude fundamentalmente a la necesidad de recursos especiales que presenta un alumno para superar una dificultad en el desarrollo óptimo de sus potencialidades (por tanto: se trata de ‘dificultades de desarrollo’) y no se restringe por tanto a sus dificultades para aprender.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: