Diagnóstico Estructural de la Familia (apunte)

Un diagnóstico estructural implica plantear hipótesis que intenten explicar la relación entre las interacciones sistémicas que se dan en el contexto de la familia y el o los síntomas de sus miembros.
La estructura familiar se representa por medio de mapas, que consisten en esquemas organizativos que permiten formular hipótesis sobre áreas que funcionan correctamente e incorrectamente para después poder proponer objetivos terapéuticos.

Los mapas reflejan diferentes momentos de la estructura familiar y aunque son representaciones estáticas que no reflejan la riqueza de las transacciones familiares que están en continuo movimiento, se usan para poder observar y comparar distintos momentos de la estructura.
El terapeuta observa la estructura familiar por medio del proceso de asociarse con ella; esto implica un doble proceso de unión y acomodación, a la vez que actúa interviniendo para la reestructuración familiar. El proceso de acomodación implica respetar la estructura ya existente y el de reestructuración consiste en cuestionar la estructura existente en sus diferentes manifestaciones.
3 F B SIMON, H STIERLIN Y LC WYNNE, Vocabulario de Terapia Familiar. Ed Gedisa S.A. Barcelona-España 1993, pagina 25.
El mapa de relaciones nos ayuda a graficar las relaciones del sistema familiar y el Modelo Circumplejo de Olson para definir las diferentes estructuras familiares que vamos encontrando en las diferentes familias que hemos escogido para nuestra investigación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: