Actividades tipo para Trabajar el Conteo en Niños y Niñas

El Juego del Círculo Grupo grande

Habilidades Practicar la secuencia del conteo
Desarrollar la coordinación del cuerpo
Resolver problemas
Aprender la correspondencia uno a uno
Predecir
Buscar patrones

Materiales Sillas

Actividad La educadora pide a 6 u 8 niños que se pongan en el centro de la sala, haciendo un círculo con sus sillas y parándose detrás de ellas. El resto del curso observa y espera su turno para participar.
Se decide hasta que número se va a contar. Luego se designa a un niño para que comience enumerándose. El primer niño dice uno, el segundo dice 2 y así sucesivamente hasta que le toca al quinto y dice “cinco” y se sienta. El que le siga comienza nuevamente la secuencia partiendo por el 1.
Los niños siguen contándose (saltando a los que están sentados) hasta que queda un solo niño de pie.
La idea es repetirlo en otras oportunidades y darle a todos los niños la oportunidad de participar enumerándose y también prediciendo “quien creen que será el que quede de pie” “quien será el primero en sentarse”

Este juego puede jugarse muchas veces con cualquier secuencia numérica y con cualquier cantidad de jugadores. Lo importante es que todos tengan la posibilidad de predecir, pues este ejercicio les ayudará a memorizar la secuencia numérica, a concentrarse y a practicar la correspondencia uno a uno.

Cuente y vuélvase Grupo grande

Habilidades Practicar la secuencia del conteo
Desarrollar la coordinación del cuerpo
Desarrollar el sentido del ritmo
Aprender la correspondencia uno a uno

Materiales Ninguno

Actividad La educadora pide a los niños que se pongan de pie en el mismo lugar en que se encuentran (círculo en grupo grande) y les indica que irán marchando en el lugar y contando todos juntos en voz alta hasta 5. Cada vez que lleguen a 5, enfatizarán el número diciendo “cinco” y girarán al empezar nuevamente la secuencia.

Uno, dos, tres, cuatro, cinco (vuelta)
Uno, dos, tres, cuatro, cinco (vuelta)
Uno, dos...

El Juego de la Alcancía Grupo chico

Habilidades Practicar la secuencia del conteo
Usar la secuencia de conteo para determinar cantidad
Desarrollar la conservación de número
Experimentar la permanencia de objetos que se retiran de la vista
Realizar correspondencia uno a uno

Materiales Fichas para contar
La parte de abajo de una caja de leche con una ranura tipo alcancía

Actividad La educadora determina el número de fichas de acuerdo con las necesidades del grupo de niños. Se sienta con ellos y juntos cuentan las fichas, luego las va introduciendo una a una en la ranura de la caja, mientras los niños cuentan todos juntos en voz alta al mismo tiempo que introduce cada ficha. Luego pide que cada niño le diga al oído cuantas fichas cree que va a ver cuando levanten la caja.
Al levantar la caja, pide a los niños que cuenten juntos en voz alta las fichas.
Esta actividad debe ser repetida varias veces variando los objetos utilizados y aumentando la cantidad de ellos a medida que aumente la habilidad de los niños. Se puede variar una vez que dominan el juego, haciendo que sea un niño en el que dirija y vaya introduciendo las fichas en la caja.

Los niños que necesitan práctica de conteo y que no entienden el concepto de invariabilidad del número se beneficiarán jugando este juego con diversos materiales.
A la educadora le permitirá estar en contacto con el desarrollo del pensamiento y habilidad de cada niño, a la vez que lo ayudará a mejorar a través de una situación lúdica y estimulante.

Derrame los porotos Grupo grande
Grupo chico

Habilidades Practicar la secuencia del conteo
Usar la secuencia de conteo para determinar cantidad
Desarrollar la conservación de número

Materiales Porotos
Una bolsita
Una campana

Actividad La educadora determina el número de porotos de acuerdo con las necesidades del grupo de niños. Se sienta con ellos y contando en voz alta va colocando uno a uno los porotos dentro de la bolsita. Los niños se van pasando la bolsita de mano en mano hasta que escuchan el sonido de la campana que la educadora tocará. La campana es señal de “derrame de porotos”, lo que indicará que quien tiene la bolsita en su mano cuando suena la campana, deberá abrirla y derramar los porotos a la vez que todo el grupo dice “derrame de porotos”.
La educadora debe pedirle a los niños que predigan cuantos porotos caerán cuando se derrame la bolsita. Con esto podrá ir chequeando y reforzando el desarrollo del concepto de invariabilidad en sus alumnos.
Una vez que se derraman los porotos, se cuentan en voz alta , tocando cada poroto, para verificar las predicciones y luego se vuelven a introducir en la bolsa, repitiendo la secuencia del juego.

Estimadas y estimados visitantes te invitamos a dejarnos un comentario

A %d blogueros les gusta esto: